A punto de despegar

iPhone X - 6mm - ISO 16 - f/2.4 - 1/500s


Poco tengo que decir de esta captura a excepción de la edición. Fue una de esas imágenes que uno recupera al cabo de muchos meses, pues en aquel entonces no prestaba mucha atención a los disparos hechos con móvil. Hoy no dejan de sorprenderme. Entonces los usaba a modo de bloc de notas, reconozco que irrespetuosamente.

Estábamos a punto de despegar en otro vuelo cuando por la ventana pude ver esta escena y rápidamente encendí el móvil, encuadré, disparé y lo volví a apagar. Un solo disparo. Recuerda que durante las maniobras de despegue y aterrizaje no debes tener encendidos tus dispositivos electrónicos, tampoco en "modo avión"... no vas a morir por apagarlos.

Una vez encendido el móvil, disfruté tanto del viaje que allí quedó, en el olvido entre mis capturas móviles hasta que seis meses después la pude encontrar y me hizo sentir lo mismo que el día del disparo.

Es una imagen que habla de colores y líneas, de continuidad, de interrelaciones y diálogos entre ellas, de contrastes y colores primarios y complementarios. Por lo tanto, la edición no podría ser de otro modo ni más sencilla: Un poco de saturación para resaltar lo importante y corregir un poco el horizonte que luego noté que quedara un poquito caído, pero un casi nada, posiblemente fruto de las prisas (sin embargo, no hay excusa, caía y punto).

Existen también dos retoques importantes: el primero, una mota que se veía en el cielo producida por una mancha en el cristal de la ventanilla del avión y que estropeaba por completo la instantánea al atraer demasiado la mirada del espectador y, el número del avión que lo traté como trataría cualquier matrícula de vehículo, por eso de la privacidad de datos. Ambos retoques los hice con el quitamanchas de la versión móvil de Adobe Photoshop desde el mismo dispositivo de captura, al igual que el tratamiento del color.

Para tener una ventana de avión (que supongo tienen su grosor y posiblemente sean multicapa) entre el sujeto y la cámara del móvil, verdaderamente, estoy más que satisfecho con el resultado que no imaginaba saldría tan nítido, lo que me hace confiar mucho más en este tipo de herramientas para capturar fotografías en plena calle.