Arconadas

Nikon D3400, ISO200, 18mm, f78, 1/125"


Cuando salgas a fotografiar, nunca es buena idea guardar la cámara aunque ya pienses que tienes lo que quieres y te encuentres de vuelta. Yo esto lo aprendí no hace mucho, si os soy sincero, pero me sirve de mucho desde entonces. Muchas de las fotografías que más me gustan fueron capturadas como ésta, de vuelta, con una idea totalmente expontánea.

También cuenta mucho que en cada salida te marques un proyecto a buscar, al principio parece difícil pero poco a poco lo vas a ir encontrando en todo lo que ves.

Cuando llegué a este lugar, lo primero que me llamó la atención fue la forma de los arcos donde se guardan las bicicletas, que estaba (por suerte) vacío, que además hacía que el elemento que más estroba en la escena, ese pequeño contenedor de basura que siempre... ¡siempre! se nos puede colar y es lo primero que se ve, también quede perfectamente integrado por color y forma, así que aunque lo vi, no me importó meterlo en el encuadre.

Esas líneas en forma de arco también forman parte de la decoración de las ventanas que aparecen en el edificio del fondo, acentuándolas mucho más.

El clímax se dio cuando vi que se aproximaba una motocicleta de un repartidor que además llevaba un casco fluorescente que por su tonalidad, en este caso (porque normalmente lo estropean todo fotográficamente hablando) se integraba porque combinaba con los aros de las ruedas de la motocicleta, el verde del cesped y contrastaban con las zapatillas rojas, color que reforzaba las líneas y formas de la señal de tráfico.

Para darle más valor, venían en dirección contraria dos personas y una de ellas vestía una camiseta azul que reforzaba el color del pantalón... ya lo tenía todo. Sólo faltaba poder encuadrarlo todo dentro bien integrado y sin cortar nada.

Encuadré, disparé una ráfaga y en una de ellas aparecieron todos los elementos móviles que buscaba... ¡por los pelos! ¡Conseguí la foto por cuestión de décimas de segundo!

Líneas, formas, colores, textura, dirección y movimiento... una escena que no buscaba pero que logró juntar muchos recursos de narrativa visual en un único disparo. Por todo esto resulta tan importante que no guardes la cámara cuando salgas a fotografiar. Tu ojo y tu cámara debe trabajar de principio a fin.

Otra cosa antes de finalizar. Ya sé que podría reitrar la hoja con el quitamanchas, pero allí estaba al igual que las manchas que presenta el contenedor de basura... y si estaba allí, retirarlo con retoque sería modificar la realidad. Lo respeto, pero yo no lo hago a no ser que sea estrictamente necesario, como para poder cumplir la LOPD con una matrícula o algo por el estilo.